La esclavitud de las mujeres

“Las mujeres occidentales de hoy, con estudios y formación, se encuentran en la misma tesitura que las esclavas de un harén…”MUJER LIBRE

“El tiempo es algo menos visible, más fluido que el espacio. El occidental congela con fotos e imágenes publicitarias la belleza femenina en forma de niñez idealizada y obliga a las mujeres a percibir la edad, es decir, el paso natural de los años, como una devaluación vergonzante.

 

El poder del hombre occidental reside en dictar cómo debe vestirse la mujer y qué aspecto debe tener. Es el hombre quien controla toda la industria de la moda, desde la cosmética hasta la ropa interior.

Pierre Bourdieu propone un nuevo concepto, la violencia simbólica. Esta es una forma de ejercer el poder, que repercute directamente sobre el cuerpo de la persona, como por arte de magia, sin constricciones físicas aparentes.

Pero esta magia solo funciona porque activa códigos ocultos en las capas más profundas y continúa con la teoría de Naomi Wolf, quien añade “una obsesión cultural con la delgadez femenina no tiene nada que ver con las obsesiones de la belleza femenina. Es más bien una obsesión con la obediencia de las mujeres.

"Las mujeres occidentales de hoy, con estudios y formación, se encuentran en la misma tesitura que las esclavas de un harén...  Reflexionemos #Mujeresquecorrenconlobos  "El tiempo es algo menos visible, más fluido que el espacio. El occidental congela con fotos e imágenes publicitarias la belleza femenina en forma de niñez idealizada y obliga a las mujeres a percibir la edad, es decir, el paso natural de los años, como una devaluación vergonzante.  El poder del hombre occidental reside en dictar cómo debe vestirse la mujer y qué aspecto debe tener. Es el hombre quien controla toda la industria de la moda, desde la cosmética hasta la ropa interior.  Pierre Bourdieu propone un nuevo concepto, la violencia simbólica. Esta es una forma de ejercer el poder, que repercute directamente sobre el cuerpo de la persona, como por arte de magia, sin constricciones físicas aparentes.  Pero esta magia solo funciona porque activa códigos ocultos en las capas más profundas y continúa con la teoría de Naomi Wolf, quien añade "una obsesión cultural con la delgadez femenina no tiene nada que ver con las obsesiones de la belleza femenina. Es más bien una obsesión con la obediencia de las mujeres.  El sometimiento a regímenes alimenticios es el sedante político más potente de la historia de las mujeres; una población silenciosamente trastornada es una sociedad muy fácil de manejar.  Esta obsesión por el físico lo que hace es frenar nuestra rabia, crearnos inseguridades que nos impiden luchar por nuestros derechos. ¿Por qué no enorgullecermos de nuestra edad, nuestra extensa experiencia en la vida, y diseñar por fin nuestro propio patrón de felicidad?" "El Harem en Occidente" -Fateema Mernissi  www.facebook.com/Mujeresquecorrenconlobos  .

El sometimiento a regímenes alimenticios es el sedante político más potente de la historia de las mujeres; una población silenciosamente trastornada es una sociedad muy fácil de manejar.

Esta obsesión por el físico lo que hace es frenar nuestra rabia, crearnos inseguridades que nos impiden luchar por nuestros derechos. ¿Por qué no enorgullecermos de nuestra edad, nuestra extensa experiencia en la vida, y diseñar por fin nuestro propio patrón de felicidad?” “El Harem en Occidente” -Fateema Mernissi-

 

El hombre de hoy sigue siendo un esclavo. Claudio Naranjo

 

A sus 76 años, el psiquiatra chileno Claudio Naranjo es considerado como uno de los maestros contemporáneos en vida. Profesor de una docena de prestigiosas universidades de todo el mundo y doctor honoris causa por la italiana de Udine, es autor, entre otros ensayos, deCarácter y neurosis y Cambiar la educación para cambiar el mundo. También es el fundador del programa Searchers After Truth (SAT), orientado a promover el autoconocimiento y el desarrollo personal, integrando herramientas y disciplinas occidentales y orientales. Naranjo ha sido invitado recientemente por Esade para reflexionar sobre cómo impulsar una formación más humanista como respuesta a la deshumanización de las empresas y de la sociedad.

“Adaptarse a esta sociedad enferma no es un síntoma de inteligencia”

“El líder que necesita la empresa es un hombre libre, consciente y sabio”

Pregunta. ¿Cómo es posible que se deshumanicen los seres humanos?

Respuesta. Cada ser humano cuenta con dos fuerzas antagónicas en su interior. Uno es el falso yo, más conocido como ego o personalidad, relacionado con la ignorancia, la inconsciencia, el egocentrismo, la insatisfacción y el miedo. El otro es el verdadero yo, nuestra verdadera esencia y que está conectado con la sabiduría, la consciencia, el bienestar y el amor incondicional. Cualquier persona que no esté en contacto con su esencia está en vías de deshumanizarse, pues poco a poco va olvidando y marginando sus verdaderos valores, lo que repercute en su forma de pensar, vivir y relacionarse con los demás.

P. ¿Cómo se sabe que una persona vive identificada con su ego?

R. Es fácil: en primer lugar, porque a pesar de hacer y tener de todo siente un vacío en su interior, como si le faltara algo esencial para vivir en paz. De tanto dolor acumulado, finalmente se desconecta de su verdadera humanidad. Desde el ego, las personas actúan movidas por el miedo y la necesidad de supervivencia física y emocional. Su objetivo es conseguir que la realidad se adapte a sus deseos, necesidades y expectativas egoístas, lo que les lleva a vivir una vida marcada por el sinsentido, el malestar y la necesidad constante de evasión y narcotización de sí mismos.

P. ¿Por qué prevalece la deshumanización de las empresas y de la sociedad?

R. Porque llevamos muchas décadas condicionando a los seres humanos con falsas creencias sobre quiénes son y cuál es su relación con el mundo. Debido a la ignorancia ha prevalecido el ego, desde el que se ha construido una sociedad competitiva, agresiva, avariciosa, superficial, insatisfecha, vacía y ambiciosa, que a su vez sigue condicionando a las nuevas generaciones para preservar elestablishment.

P. ¿A qué se refiere?

R. El mundo se ha convertido en un negocio en manos de las grandes corporaciones. Debido al sistema monetario, todas las instituciones funcionan bajo un mismo principio creador: su propia supervivencia. Tanto los Gobiernos como las entidades financieras, las empresas y las instituciones religiosas, que tanta influencia tienen en la sociedad, están orientadas a optimizar sus recursos para tener el mayor lucro posible. El bienestar de la humanidad y del medio ambiente les trae sin cuidado porque no es rentable.

P. De ahí la dificultad de tener verdaderos líderes humanistas…

R. Exacto. A la maquinaria del sistema monetario sólo le interesa que las cosas sigan como están, incluyendo los 40 conflictos armados existentes hoy y que tanto dinero generan a la industria armamentística mundial. Por eso, líderes como los hermanos Kennedy, Gandhi, Luther King y tantos otros fueron asesinados. Los que tienen el poder tan sólo están interesados en continuar teniéndolo, y para eso necesitan seguir esclavizando a los pueblos por medio de la deuda y los intereses bancarios, que impiden que la humanidad salga de este círculo vicioso.

P. ¿Y cuál es su propuesta?

R. Un cambio radical en el proceso de formación humano. Ahora prevalece el condicionamiento egoico, que provoca que el hombre siga siendo un esclavo. En cambio, una educación basada en nuestra verdadera naturaleza potencia el desarrollo de nuestra conciencia, lo que nos libera de las falsas creencias acumuladas por el ego y que tanto limitan nuestra existencia. La crisis económica tan sólo pone de manifiesto nuestra crisis de conciencia. Es un indicador de que algo está funcionando muy mal.

P. Usted suele hablar de “la búsqueda de la verdad”…

R. Todos los grandes sabios de la humanidad, como Buda, Lao Tse, Jesucristo o Sócrates, han dicho lo mismo: el sentido de la vida es aprender a trascender nuestro egoísmo y egocentrismo para que podamos ver a los demás y al medio ambiente que nos rodea como parte de nosotros mismos. No existe la fragmentación, sólo la unidad: todos somos uno. Buscar la verdad implica cuestionar el condicionamiento sociocultural recibido para recuperar el contacto con nuestra verdadera naturaleza. No es ningún síntoma de inteligencia adaptarse a una sociedad como la actual, profundamente enferma. El líder que las empresas necesitan para mejorar la realidad debe ser, ante todo, un hombre consciente, libre y sabio. –

Esclavismo en estado puro: Sociología de un sistema

Asistimos a un momento desconcertante en el que ya no sirven las herramientas de afrontamiento que se grabaron durante años en nuestras conciencias, inmersas en “el sistema”, a través del proceso de socialización, condicionado por un sistema educativo que nos ubica dentro del marco de lo socialmente establecido. El resultado es un  engranaje social, donde cada pieza rota sin fricciones en la maquinaria administrada por el sistema capitalista. En palabras de Goffman, “La vida (social) es un gran  teatro, donde cada cual representa un papel, exactamente el papel que se espera de él”. Es necesario tener bien presente la dinámica del sistema capitalista, donde unos pocos (banqueros y empresarios) se enriquecen sin medida, con el beneplácito de políticos corruptos y amparados por sistemas gubernamentales igualmente corruptos, donde la justicia es un concepto ficticio y los valores como la libertad, la igualdad, la solidaridad, el librepensamiento, son denostados en pro de la avaricia.

Los ciudadanos nos vemos despojados de derechos fundamentales como el trabajo, la vivienda, la salud o la educación, toda vez que se produce el abuso  practicado sobre los estratos más vulnerables. Así nos encontramos ofertas de esclavismo, que, disfrazadas como ofertas de trabajo, lanzan sus redes para atraparnos y estrangular nuestra dignidad. Es el caso de una información encontrada en  anticapitalistas.org y, que no deja indeferente y que comparto a continuación:

 

“¿Dónde vas a encontrar mejor trabajo que éste, con los tiempos que corren..?”

 

Inmersas como estamos en una gran crisis del sistema, que ha dejado en total deslegitamación al gobierno, los bancos y las grandes empresas, de los más de seis millones de personas que no tienen un trabajo remunerado, además de tener que sobrevivir con excasos medios economicos, tenemos que aguantar que los empresarios nos hagan saber que “nos hacen un favor” contratándonos y además tenemos que agredecerselo trabajando gratis.

Esta mañana he tenido la “suerte” de tener una entrevista de trabajo, que os quiero describir:

Cuando he llegado me he juntado con otras 5 personas que estaban citadas a la misma hora que yo, media hora después, dejando claro que nuestro tiempo no vale nada porque somos “personas en paro”, se han dignado a llamarnos una a una para la entrevista, una vez dentro después de las preguntas de rigor que hacen a la posible trabajadora (donde has trabajado, etc.) la descripción del trabajo ha sido “es un trabajo de comercial, se trata de ir por las casas e intentar vender, mañana tendrías que venir de observadora y si nos gustas y a ti te gusta te explicariamos las condiciones”. Empezamos mal si primero tienes que “observar” gastando un día de tu vida y luego te explican las condiciones que igual no te interesan, bueno yo he insistido y finalmente me ha explicado cómo funcionaría si estuviera contrada, “tendrias que venir a la oficina a las 9 de la mañana y hasta las 10:30 te “formamos” (¡con apuntes y todo!), sobre las 11h llegarás al destino en el que te toque trabajar, ese día e iras de puerta en puerta hasta las 17h. que es cuando podrás hacer un pequeño descanso para comer. Después de comer otra vez irás de puerta en puerta hasta las 20:30 o a veces hasta las 21h.”

- ¿Entonces son 12h. de trabajo? ¿Cuánto pagan?

- ¡No, no! No son 12 horas. La primera hora y media es formación, tú solo estas sentada, trabaja la persona que te forma y además tienes tiempo para comer, en realidad solo trabajarías entre 8 y 9 horas al día. Y cobrarías únicamente por el producto que vendas, si no vendes nada ese día no cobras.

Bueno, después de este despropósito de “trabajo” cuando mi respuesta ha sido negativa a la pregunta “entonces, ¿vienes mañana a observar?” el empresario se ha indignado conmigo, porque “¿donde vas a encontrar mejor trabajo que éste, con los tiempos que corren, si en hostelería trabajarías más de 12 horas?” Se ha indignado, porque además de parada soy poco agradecida con lo que me ofrecen.

Lo siento señores empresarios, pero mi objetivo en la vida no es trabajar gratis.

Sé que no soy la primera persona, ni la última que pasa por esto, por eso hago un llamamiento a todas las personas y en concreto a las personas en paro para acabar con esto ¡Nuestros derechos laborales no se venden!, Organízate y Lucha.

Estamos en paro, pero no paradas.

¡LUCHEMOS POR NUESTROS DERECHOS!

¡QUEREMOS UN SUELDO DIGNO Y UNA JORNADA LABORAL DIGNA!

La lucha por la libertad: Hadijatou Mani, una esclava de hoy

 

Hoy quiero hablar de un tema que acabo de descubrir y que me ha impactado. Quiero hablar de una mujer valiente. Muy valiente. Se llama Hadijatou Mani.
Hadijatou tiene 28 años y vive en Níger. Hija de esclavos, fue vendida a los 12 años a un terrateniente local por unos 300, viviendo durante los 9 años siguientes como esclava también, realizando tareas domésticas y trabajando en el campo, donde su propietario la violó en repetidas ocasiones hasta que ella se armó de valor y, con el apoyo de varias ONG’s, denunció su situación a los tribunales. Tras conseguir la libertad, se casó con el hombre que quería y su antiguo propietario la denunció por bígama. Aunque fue encarcelada, recurrió la sentencia y poco después fue liberada.
Tras salir de la cárcel, Hadijatou cogió fuerzas para continuar con su lucha, y denunció al Estado y a su antiguo propietario, reclamando la custodia de sus dos hijos. Su caso fue estudiado en diferentes tribunales, algunos de los cuales dictaminaron a su favor basándose en la ley constitucional, mientras que otros emitieron sentencias contrarias remetiéndose a la tradición. Finalmente, el 27 de octubre de 2008, el ECOWAS (Comunidad Económica de los Estados Africanos Occidentales) condenó al Estado de Níger por no haber cumplido con sus obligaciones como defensor de una ciudadana en la práctica ilegal de la esclavitud y tuvieron que compensarla con 19.000 dólares por los prejuicios causados. Actualmente Hadijatou sigue luchando para recuperar a sus dos hijos, que todavía viven con su antiguo propietario, sentencia que llegará pronto. También intenta que se haga efectiva la sentencia que dicta el encarcelamiento de su antiguo amo.
Hadijatou tiene 28 años. Y ha vivido gran parte de su vida como esclava. Hoy en día, lucha para terminar con esta práctica denigrante e inhumana que convierte a una persona en propiedad de otra y para que otras mujeres puedan escapar de la esclavitud igual que hizo ella. El documental Hadijatou, j’accuse cuenta su historia.
Si quieres saber más, click aquí.
Si quieres ayudar a Hadijatou en su denuncia y colaborar en la financiación del documental, click aquí.
Publicado por BUENAS NOTICIAS