200 gramos de versos

 

Se pesan en una báscula esdrújula,

©Yolanda Jiménez

son escurridizos o pegajosos,

agudos o equiláteros.

Son inexactos,

lo mismo rebosan los bordes

que se hacen diminutos.

En silencio o cantarines,

son mi medida perfecta.

 

@Yolanda Jiménez