Einstein y el amor

 

El Amor es la frecuencia de DIOS. (Albert Einstein)
AMOR (e=mc2)

 

Hay una energía extremadamente poderosa para la que hasta ahora la ciencia no ha encontrado una explicación formal.El Amor es la frecuencia de DIOS. (Albert Einstein)
AMOR (e=mc2)

Hay una energia extremadamente poderosa para la que hasta ahora la ciencia no ha encontrado una explicación formal.

Es una energia que incluye y gobierna a todas las otras, y que incluso está detrás de cualquier fenómeno que opera en el universo y aún no haya sido identificado por nosotros.

Esta energía universal es el AMOR.

Cuando los científicos buscaban una teoría unificada del universo olvidaron la más invisible y poderosa de las energías.

El Amor es Vibración, y afecta a quien lo da y lo recibe.

El Amor es gravedad, porque hace que unas personas se sientan atraídas por otras.

El Amor es potencia, porque multiplica lo mejor que tenemos, y permite que la humanidad no se extinga en su ciego egoísmo.

El Amor revela y desvela. Por amor se vive y se muere.

El Amor es Dios, y Dios es Amor.

El Amor es la frecuencia de DIOS.

Esta energía lo explica todo y da sentido en mayúsculas a la vida.

Ésta es la variable que hemos obviado durante demasiado tiempo, tal vez porque el amor nos da miedo, ya que es la única energía del universo que el ser humano no ha aprendido a manejar a su antojo.

Albert Einstein

Es una energia que incluye y gobierna a todas las otras, y que incluso está detrás de cualquier fenómeno que opera en el universo y aún no haya sido identificado por nosotros.

Esta energía universal es el AMOR.

Cuando los científicos buscaban una teoría unificada del universo olvidaron la más invisible y poderosa de las energías.

El Amor es Vibración, y afecta a quien lo da y lo recibe.

El Amor es gravedad, porque hace que unas personas se sientan atraídas por otras.

El Amor es potencia, porque multiplica lo mejor que tenemos, y permite que la humanidad no se extinga en su ciego egoísmo.

El Amor revela y desvela. Por amor se vive y se muere.

El Amor es Dios, y Dios es Amor.

El Amor es la frecuencia de DIOS.

Esta energía lo explica todo y da sentido en mayúsculas a la vida.

Ésta es la variable que hemos obviado durante demasiado tiempo, tal vez porque el amor nos da miedo, ya que es la única energía del universo que el ser humano no ha aprendido a manejar a su antojo.

Albert Einstein